La península se despide del frío de pleno invierno

La semana ha llegado con cambios en el tiempo. De las heladas nocturnas y las nevadas a pie de playa, al calor extremo en el mes de marzo en algunas zonas de la península.

Al parecer, las temperaturas subirán de forma generalizada y volverán las lluvias. Predominarán los cielos nubosos o cubiertos en la mitad occidental del país. Asimismo, esta borrasca traerá vientos templados del suoreste y del oeste. En las Islas Baleares y en gran parte del interior peninsular, los chubascos se darán con mayor probabilidad durante la primera mitad del día. En cuanto al litoral mediterráneo, extremo norte y cantábrico habrá baja probabilidad de precipitaciones.

“Esta semana dejaremos definitivamente atrás el frío de pleno invierno con el que hemos empezado la primavera meteorológica, es posible que las temperaturas lleguen a valores muy altos para la época, más propios de mayo o incluso de junio en algunas zonas”, según informa el portavoz de la Agencia Estatal de Meteorología, Rubén del Campo.