La inflación general en España se modera en octubre

Según los datos recogidos por CaixaBank Research, la fuerte caída de los precios de la electricidad llevó a que el componente energético del IPC registrara una inflación interanual del 8,0%, 14,4 p. p. menos que en el mes de septiembre.

La actividad inmobiliaria en España se ralentiza de forma gradual. Así, en septiembre se realizaron 57.333 compraventas de vivienda, un 6,9% más que en septiembre de 2021. Este registro, aunque positivo, acentúa la senda de moderación observada desde julio.

La deuda pública española alcanza un nuevo máximo histórico en el 3T. En septiembre aumentó un 1,9% respecto a junio, y superó ya los 1,5 billones de euros.  Esta cifra equivale a un 116% del PIB, frente al 118,3% a cierre de 2021.

El déficit comercial exterior sigue aumentando. En septiembre, el déficit ascendió a 6.976 millones de euros, casi el triple que en septiembre del 2021. El 64% del mismo se explica por el deterioro de la balanza energética, castigada por unas importaciones que crecen un 102,2% interanual ante la fuerte subida de sus precios (80,6%). El resto se debe al deterioro del saldo de bienes no energéticos, con un déficit de 2.481 millones de euros (frente al de 598 millones en septiembre de 2021), por unas importaciones que crecen más que las exportaciones (25,7% vs. 19,1%), debido, sobre todo, al «efecto precio». 

Los indicadores económicos de EE. UU. arrancan el 4T con un tono mixto. Pese al deterioro de los indicadores de confianza del consumidor y a las subidas de los tipos de interés por parte de la Fed, las ventas minoristas aumentaron un sólido 1,3% intermensual en octubre, tras estancarse en el mes anterior.

Por último, las alarmas de recesión económica avivan los temores de los inversores.