¡Los bebes recien nacidos pueden aprender sonidos!

Conocer como los bebés aprenden a procesar los sonidos del lenguaje complejo sigue siendo un misterio. Pero desde  bien temprano, se les suele poner música a los bebés ya que se considera que les aporta numerosos beneficios.

En un estudio reciente, publicado en ‘Nature Human Behavior‘, se descubrió que detalles de este proceso de aprendizaje son increíblemente rápidos y comienzan incluso en las horas del nacimiento. Un equipo de investigación de China colocó en las cabezas de un grupo de bebés una pequeña gorra cubriera con dispositivos emisores de luz diseñados para medir pequeños cambios en el nivel de oxígeno en sus cerebros. Los detectores en la tapa podían ayudar a determinar qué áreas del cerebro estaban activas con el tiempo.

Este proceso, seguro e indolor, se ha llevado a cabo en bebés durantes las 3 horas posteriores al nacimiento. Durante esas 3 horas, todos los bebés fueron expuestos a pares de sonidos, que según los investigadores deberían poder distinguir. Se incluyeron vocales (como la ‘o’). Pero también estas mismas reproducidas al revés. El habla invertida es muy diferente, pero cuando se trata de vocales aisladas, la diferencia es casi imperceptible. No todos los adultos son capaces de distinguirlas.

Los recién nacidos no han logrado diferenciar ambos sonidos durante las 3 primeras horas, ya que no se han encontrado señales cerebrales que lo indicaran, pero después de escuchar esos sonidos durante 5 horas sí que han empezado a notarlo.

Este estudio ha dado con una respuesta nueva sobre el aprendizaje de los niños desde el día de su nacimiento. Ya el primer día los bebés empiezan a distinguir los sonidos naturales frente a los que suenan más artificiales. De hecho, es bueno que les hablen nada más salir del útero, ya que es cuando comienzan ese proceso.