Gracias al trabajo de la Concejalía de Urbanismo, Obras públicas y Mantenimiento y la Concejalía Educación e Infancia, durante este mes de agosto se está procediendo a realizar labores intensivas de mantenimiento y adecuación de los espacios e instalaciones, aprovechando que no se encuentran activos actualmente.

Las intervenciones que se han desarrollado en la Casita Infantil Sol y Luna y en la Casita Infantil Arco Iris han tenido un coste aproximado entre los12.000 y 13.000 euros.

El objetivo es terminar estos trabajos para dejar los centros en óptimas condiciones, pudiendo ponerlos a funcionar a pleno rendimiento cuando se adjudique la nueva gestión de los mismos.

En la visita a la Casita Sol y Luna, la alcaldesa de Alcorcón, Natalia de Andrés, ha podido comprobar que se han realizado trabajos de carpintería para arreglar puertas, molduras de las mismas y zócalos, carpintería metálica para ajuste y arreglo de las ventanas, pintura completa de los espacios. En cuanto al exterior de la Casita, han tenido lugar labores de albañilería para eliminar murete existente, mejora de los accesos, limpieza y desinfección general de los espacios, ajustes de fontanería y adecuación de juegos infantiles.