Un descubrimiento español explica la utilidad de las rayas en los animales

Gracias a los patrones de la piel de los animales son más fáciles de reconocer y catalogar. Esto sucede en animales como el leopardo, la jirafa o la cebra… Estos patrones además de utilizarlos para identificara a cada especie, también ayudan como sistema de protección en el día a día de las especies.

Hasta ahora, la mayoría de los investigadores asumían que los animales sociables necesitan seguir señales visuales para guiar su movimiento colectivo con el objetivo evitar a los depredadores. El diseño de estas señales era desconocido.

Un estudio reciente realizado por diferentes investigadores de la Estación Biológica de Doñana del Centro Superior de Investigaciones Científicas (EBD-CSIC) y publicado en  la revista Proceedings of the Royal Society B ha determinado que las rayas que lucen algunos grupos de animales son señales que indican al resto de la manda hacia que lado huir en caso de peligro.

Para la realización del estudio, los investigadores analizaron cerca de 800 especies divididas en cuatro grupos de animales. Mamíferos como: gacelas, cebras o jirafas;  aves limícolasánsares como: patos y gansos; y peces de arrecifes de coral.

Como cada tipo de animal tiene un patrón señalizador distinto, utilizaron el método comparativo para analizar los aspectos diferentes y los que tenían en común.

Este estudio ha determinado que la mayoría de los animales con un patrón a rayas, son animales que conviven en grupo y este dibujo les permite comunicarse entre ellos. En el caso de que alguno de ellos se percate del peligro de un depredador, este podría avisar hacia qué lado huir a través de las rayas de su patrón.

EL objetivo de estos patrones es que todos los animales de ese grupo tomen la misma dirección sin provocar choques en cadena y también para confundir a los depredadores.

Por último, este descubrimiento explicó que la mayoría de los animales que tienen un patrón a rayas, con colores acromáticos sirven de ayudar para verse de forma más rápida, especialmente en momentos del día que no hay suficiente luz.