El precio de la vivienda descendió moderadamente en 2020

El indicador CaixaBank de consumo cayó un 12% interanual en el promedio de las tres primeras semanas de febrero, lo que supone un deterioro respecto a los registros de enero de un 8% interanual. Cabe destacar la influencia en estos datos del ajuste a la baja de los precios de la electricidad, tras tres meses consecutivos de fuertes subidas, y la continuada moderación de los precios de los servicios de alojamiento y de paquetes turísticos.

El precio de la vivienda en España según los datos de tasaciones descendió de forma moderada en 2020: 1,1% en promedio anual. Un dato que muestra que, a pesar de la profunda crisis económica generada por la COVID-19, el sector inmobiliario está mostrando una notable capacidad de resiliencia.

Por su parte, el saldo por cuenta corriente se emplazó en el +0,7% del PIB, frente al +2,1% de 2019. El déficit comercial de bienes mejoró en el año debido a la pandemia. Por el contrario, el superávit en la balanza de servicios se deterioró considerablemente por el descenso de más de un 80% del turismo internacional.

La morosidad en España cerró 2020 en niveles contenidos. La tasa de morosidad se situó en el 4,51% en diciembre, prácticamente igualando el registro de noviembre. S

El nerviosismo gana terreno en los mercados financieros. El ánimo de los inversores fluctuó entre el optimismo motivado por las vacunaciones y la proximidad del nuevo paquete fiscal estadounidense, y los temores ante el riesgo de sobrecalentamiento de la economía de EE. UU.