Alcaldes de varios municipios de la Comunidad de Madrid apoyan el cierre de sus ciudades por la pandemia

Los regidores de Alcalá de Henares, Alcorcón, Fuenlabrada, Getafe, Leganés, Móstoles y Parla han expresado mediante un comunicado su apoyo a “las medidas adoptadas en el Consejo Interterritorial de Sanidad a propuesta del Gobierno de España”.

También han indicado que desaprueban la actitud y la desobediencia de la Comunidad de Madrid. 

Los alcaldes y alcaldesas socialistas de estos siete municipios madrileños han lanzado este jueves un escrito de manera conjunta en el que expresan su apoyo a las medidas puestas sobre la mesa por el Consejo Interterritorial de Sanidad.

Mientras que los regidores madrileños ven “positivo constatar que por fin existen criterios objetivos que justifican y dan sentido a las actuaciones a desarrollar en nuestras ciudades”, no han dudado en criticar, a través del comunicado, la actitud de la presidenta regional, Isabel Díaz Ayuso, frente a la situación de emergencia y aseguran que “nunca han existido tales criterios objetivos en las restricciones impuestas por la Comunidad de Madrid en función de las zonas de salud, lo que ha provocado falta de equidad y tensiones entre vecinos y vecinas de un mismo municipio”.

El Consejo Interterritorial acordó en la reunión una serie de protocolos y, entre ellos, se encuentra el cierre de al menos diez ciudades de la Comunidad de Madrid: las que han firmado el comunicado, la capital, Torrejón de Ardoz y Alcobendas.

Otra de las medidas estipuladas ha sido la prohibición de entrada y salida a los residentes de sus localidad, excepto por cuestiones laborales, médicos o para atender a familiares. Por otra parte, esta resolución obliga a los locales de restauración a cerrar a las 23:00 horas, pero no incluye el de los parques infantiles, aunque la Comunidad de Madrid puede decretar su cierre en cualquier momento.

 

CONDENA A LA “DESOBEDIENCIA”

Ayuso, por su parte, ha aclarado que va a cumplir con la ley, pero ha asegurado en el pleno de la Asamblea que “iremos a los tribunales”.

“Nos sitúa frente a un grave problema de gestión de la crisis desde un punto de vista social y de convivencia, con vecinos y vecinas confundidos entre lo que establecerá el Gobierno de la Nación y será ejecutado por la Policía Municipal, Policía Nacional y Guardia Civil frente a la ‘desobediencia’ proclamada por las autoridades autonómicas”, denuncian en el comunicado los diferentes alcaldes madrileños.

Todos ellos están al frente de ciudades de más de 100.000 habitantes y solicitan que se apliquen “las mismas medidas” en otras ciudades madrileñas que registran casos de coronavirus superiores a los de sus municipios.

Sin embargo, dirigen el foco especialmente a Madrid centro y lo califican como “un problema de mayor magnitud”, por lo que los primeros ediles proponen el confinamiento de toda la capital, dado que la existencia de segundas residencias y vínculos familiares suponen una conexión constante en toda la Comunidad de Madrid.

Estos siete alcaldes madrileños han concluido el escrito afirmando que “la “desobediencia”, como se ha demostrado en otras latitudes de España, no es un buen camino para ningún gobierno responsable”.