CaixaBank ofrece la primera tarjeta fabricada con material 100% reciclado en España

Los clientes de CaixaBank ya pueden solicitar la primera tarjeta de España fabricada con plástico reciclado al 100%. Su soporte material procede de PVC reciclado en su totalidad a partir de desechos rescatados de la industria de la construcción, reciclaje de bolsas de plástico o residuos de otras tarjetas, entre otros.

La comercialización de Visa &Pay constituye el primer paso para implantar, en un futuro, materiales reciclados a todas las tarjetas de la entidad, lo que supondría la sustitución de alrededor de 18 millones de plásticos en el mercado.

En este sentido, CaixaBank se convierte en una pionera al introducir materiales reciclados para productos financieros. Ya desde el pasado año, toda la gama de tarjetas regalo de la entidad (unas 150.000 unidades al año) pasó a estar fabricada por un material biodegradable, para favorecer su reciclaje y su eliminación sin residuos.

 

RESPETO AL MEDIOAMBIENTE

Esta nueva Visa &Pay de plástico reciclado es técnicamente una tarjeta de crédito, aunque incorpora algunas innovaciones que la hacen diferente a las demás, como la posibilidad de ahorrar con cada compra una cantidad por redondeo que finalmente, si se desea, se podrá donar a una ONG medioambiental.

Además, y siguiendo con la lucha del cambio climático, la entidad financiará la plantación de un árbol por cada nueva tarjeta.

 

ALIANZAS EN POS DE LA SOSTENIBILIDAD

La organización CDP (Carbon Disclosure Project) ha incluido a CaixaBank, por sexto año consecutivo, en la lista de empresas líderes en la lucha contra el cambio climático.

No en vano, ya que en febrero de 2019, la entidad hizo pública una Declaración sobre Cambio Climático, con varias propuestas para contribuir a la descarbonización: financiar las soluciones al cambio climático; gestionar los riesgos derivados del cambio climático; minimizar y compensar la huella de carbono; colaborar con otras organizaciones para el avance conjunto; e informar de nuestros progresos de forma transparente.

En este sentido, CaixaBank lucha por la sostenibilidad potenciando la digitalización y financiando proyectos de energías renovables y a la mejora del medioambiente.

Al mismo tiempo, CaixaBank apuesta por la inversión sostenible. En el ránking mundial de Bloomberg, CaixaBank ocupa la 13º posición en financiación de préstamos verdes sindicados por volumen.

Asimismo, la entidad evita, minimiza, mitiga y remedia en lo posible los riesgos potenciales para el entorno o la comunidad en sus acciones.

Por otro lado, CaixaBank también intenta reducir cada día más sus emisiones, y lo ha hecho hasta en un 80% desde 2009. Además, la entidad contrata energía eléctrica proveniente casi en su totalidad de fuentes renovables y es la única en España que compensa el 100% de todas sus emisiones calculadas, incluidas las emisiones indirectas.

La entidad también se ha sumado al Compromiso Colectivo para la Acción Climática de Naciones Unidas, una declaración que se crea en el marco de los Principios de Banca Responsable para que el sector financiero movilice sus productos, servicios y relaciones para facilitar la transición económica hacia un modelo sostenible. El compromiso tiene como objetivo que el calentamiento global se mantenga por debajo de los dos grados centígrados.