Descontento en Alcorcón por la propuesta del Gobierno regional de utilizar a personal municipal como restreadores

La alcaldesa de Alcorcón, Natalia de Andrés, no ha dudado en tachar de “sinvergonzonería” la propuesta que ha hecho la Comunidad de Madrid en unas declaraciones para El País

El Gobierno regional, con Enrique Ruiz-Escudero como consejero de Sanidad, ha puesto sobre la mesa en la página 20 del Boletín Oficial de la Comunidad de Madrid (BOCM) la posibilidad de que sean los propios ayuntamientos de la región quienes destinen trabajadores municipales a rastrear el seguimiento de los pacientes de COVID-19.

Mientras que los Gobiernos locales dirigidos por el PSOE han criticado esta medida, las corporaciones con el PP al frente la han asumido sin oponerse.

Esta nueva orden permite que los ayuntamientos madrileños puedan destinar de forma voluntaria a trabajadores municipales a este tipo de trabajos con el fin, según afirman desde la Comunidad de Madrid, de “mejorar la eficacia de los sistemas de control y vigilancia” de los casos positivos, probables o posibles de COVID-19 detectados “en su ámbito territorial”.

 

¿QUÉ BUSCAN?

La alcaldesa de Alcorcón, Natalia de Andrés, que ya ha emprendido acciones legales contra la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, por su gestión en las residencias durante la pandemia, se ha mostrado completamente en contra de esta medida. La primera edil ha calificado de “sinvergonzonería” en unas declaraciones para el diario El País la obligación que se ha aprobado este miércoles.

Además, la regidora socialista se queja de que “hace 13 días que mandé una carta al consejero para ver cuántos casos reales había en Alcorcón y los medios y los dispositivos con que contaban en caso de que hubiera un nuevo rebrote, además de fijar un protocolo de actuación. No he recibido ninguna respuesta y ahora se descuelgan con esto”. 

La alcaldesa también ha recordado que los consistorios de la región cuentan con plantillas muy limitadas y que, en el desglose de esta medida, no han especificado qué perfil de rastreador quieren: “¿Qué buscan un conserje, un policía o un arquitecto?”, se ha preguntado De Andrés.