Miradas con Alma: “No me queda más remedio que ser optimista”

ALMA de la Caixa nos cuenta en Ser madre soltera y optimista durante el estado de alarma la historia de Vanesa Herrero, una madre de tres hijas de 13, 12 y 8 años.

La vida de Vanesa no ha sido fácil. Con 13 años empezó a trabajar, mientras se hacía cargo de una casa en el centro de Sevilla en la que vivían cuatro niños.

Desde muy pequeña ha sido consciente de que tenía que ir evolucionando y adaptándose a las circunstancias para poder salir adelante. Con la aprobación del estado de alarma, su actividad laboral se ha parado y ha podido sobrellevar la situación gracias a la ayuda y el apoyo que le ofrecen la  Asociación Educativa y Cultural Nuestra Señora de Candelaria y el programa CaixaProinfancia.

 

“Este año va a ser muy complicado, pero yo me adapto a todo”

Esta asociación está situada en el barrio de Los Pajaritos en Sevilla, uno de los que tienen la renta per cápita más baja de España. Vanesa lleva viviendo dos años y medio en él y gracias a la A.E.S Candelaria han mejorado mucho las condiciones de vida de su familia, tanto desde el punto de vista económico como por el apoyo emocional y educativo que recibe su familia.

Este año va a estar todo muy complicado en los sectores en los que tradicionalmente vengo trabajando, pero yo me adapto a todo. Estoy presentando currículums para alimentación, supermercados, lo que sea”, afirmaba Vanesa durante una entrevista.

El objetivo a medio plazo de esta madre soltera de tres niñas es regresar pronto al barrio don vive su madre, el cual tuvo que abandonar por problemas económicos.

Conoce más de esta historia en miradasconalma.org.