Los ministros de la UE piden a Bruselas coordinación para la apertura de fronteras

INFORMA: EFE

Los ministros de Interior de la Unión Europea (UE) pidieron este martes a la Comisión Europea (CE) que coordine el futuro levantamiento de las restricciones y controles que se aplican en las fronteras entre Estados miembros desde que comenzó la epidemia de coronavirus.

“A ambos lados de las fronteras se deberán tomar las mismas medidas y al mismo tiempo. Creo que para muchos países de la UE (la cuestión) no es levantarlas o no, sino cómo hacerlo”, dijo en rueda de prensa telemática al término de la videoconferencia la comisaria europea de Interior e Inmigración, Ylva Johansson.

Las reaperturas de las fronteras tendrán lugar de manera “gradual”, empezando por las áreas que hayan registrado una disminución de los casos de COVID-19, según un comunicado difundido por la presidencia semestral del Consejo de la UE que ostenta Croacia.

Además de abordar la situación de las fronteras internas de la UE, los ministros trataron sobre la utilización, con vistas al desconfinamiento, de aplicaciones informáticas que permitan identificar a los infectados por la COVID-19.

Son sistemas “clave para mantener la propagación del virus bajo control y poder relajar las medidas”, dijo el ministro croata, quien subrayó que los países han dejado claro que su uso “debe ser voluntario” y respetar íntegramente la privacidad y la normativa europea de protección de datos.

Algunos Estados miembros ya trabajan en esos instrumentos o están utilizándolos, y otros han propuesto que una única aplicación sea accesible a todos para dar más transparencia a nivel de la UE.

También aquí la coordinación será importante, dado que el uso de esos instrumentos podrá ayudar a relajar o eliminar los controles fronterizos, subrayó la presidencia croata.

El segundo punto de la videoconferencia de este martes, que duró en torno a tres horas, fue la situación migratoria en la UE.

Según los últimos datos disponibles, las llegadas irregulares a la UE han disminuido de manera significativa desde la crisis migratoria de 2015.

Entre enero y febrero de este año se registraron 16.769 llegadas irregulares en la UE (10.327 en la ruta de los Balcanes, así como 3.621 a través del Mediterráneo central y 2.821 en la ruta del Mediterráneo Occidental).

La comisaria dijo que habrá que seguir vigilando y mantener los esfuerzos en la lucha contra la delincuencia organizada, ya que las mafias “se adaptan rápido” a la nueva situación provocada por la pandemia.

“Estoy preparada para presentar nuevas propuestas contra la delincuencia organizada”, indicó.

Por otra parte, muchos de los titulares pidieron a Bruselas información sobre el nuevo paquete de inmigración y asilo que la Comisión tiene previsto presentar en fechas próximas.

Johansson indicó que percibió hoy “urgencia” en los titulares para que se presente esa propuesta, que ya se ha terminado de debatir a nivel de la CE y se comprometió a hacerlo pronto.

La comisaria valoró, por último, los esfuerzos de una decena de países de la UE para acoger en sus territorios a migrantes menores no acompañados (hasta la fecha 1.600) que se encontraban en las islas griegas.

Luxemburgo fue el primer país en dar el paso (con una docena de niños refugiados), seguida de Alemania (50), y el tercero en hacerlo será Portugal, informó la comisaria.

En cuanto a los barcos de ONG que han rescatado recientemente a migrantes en el Mediterráneo, urgió a los países miembros a acelerar los esfuerzos para acoger pronto a esas personas en sus territorios.