El feminicidio como delito en México, a debate

Una nueva y polémica propuesta legal ha enfurecido a las mujeres en México.

En los últimos meses, un preocupante repunte de la violencia de género está sacudiendo al país.

En medio de este aumento de violencia hacia las mujeres, la Fiscalía de México ha planteado la reforma del código penal en un apartado fundamental para la defensa de la mujer.

El fiscal general de México, Alejandro Gertz, ha planteado en el congreso del país eliminar el feminicidio como delito del código penal.

El código penal mexicano recoge en su artículo número 325 que se les acusará de feminicidio a todos aquellos hombres que cuyas víctimas presenten signos de violencia sexual, algún antecedentes de maltrato, relaciones sentimentales previas o amenazas.

Además, en caso de que no existan pruebas que puedan demostrar que el feminicidio ha ocurrido, se juzgara a la víctima con las reglas del homicidio.

Al tener esta concesión dentro del artículo que recoge este delito contra la mujer, muchas mujeres no entienden porqué es necesario llevar a cabo esta reforma que lejos de beneficiar a las mujeres, las va a poner en una situación de mayor vulnerabilidad.

Esta reforma llega en el marco de la redacción de un Código Penal único en el que, según las intenciones del fiscal general, se pretender eliminar los asesinatos a las mujeres como elementos constituyentes de un delito grave.

‘HOMICIDIO AGRAVADO’

El enfado de la marea feminista no viene solamente por este intento de excluir el feminicidio como un delito, sino también por el cambio de nombre que pretenden darle desde el Gobierno.

Según Gertz, es más propio llamarle ‘homicidio agravado’ ya que el feminicidio no puede determinarse por las dificultades jurídicas de determinar el machismo como móvil del crimen, y por este motivo, es más viable que las muertes violentas de mujeres queden recogidas en un delito de homicidio agravado por razón de género.

Esta afirmación que ha sido publicada en México por el diario Milenio y ha generado una oleada de críticas en la sociedad al no entender el porqué de este motivo que califican como un retroceso social absoluto.

La importancia de este intento de erradicar este aparatado del código penal se basa en que, en México, mueren 10 mujeres al día a manos de sus parejas.

LA RESPUESTA DE LAS MUJERES

Ante esta posible reforma, la mayor parte de los partidos se han posicionado en contra de esta propuesta planteada en la Fiscalía.

Lorena Villavicencio, diputada del partido MORENA que actualmente gobierna en México, ha mostrado su total repulsa ante este cambio. “Las mujeres no vamos a permitir de ninguna manera que se modifique el tipo penal de feminicidio. Es una conquista ganada”.

De la misma formación política, Wendy Briceño ha asegurado que “no avalaremos ningún tipo de proceso que represente un retroceso” mientras destacaba la importancia y compromiso de la Comisión de Igualdad de Género.

2019 fue el año más duro en lo que a la violencia de género respecta para México, pues hacía 5 años que no se registraban más de 75 mil víctimas mortales.

Verónica Juárez, coordinadora del grupo parlamentario del Partido de la Revolución Democrática, ha apuntado directamente a Gertz y le ha recordado que, en vez de preocuparse por invalidar el feminicidio como delito, debería pensar en qué aspectos falla la organización para ser incapaces de entender el feminicidio como un acto violento, condenable y penalizable.

Asimismo, Juárez ha asegurado que, desde su partido, se opondrán ahora y siempre ante cualquier cambio o reforma que vulnere los derechos de las mujeres.