Preocupación por la salud del planeta… ¿o no?

Hoy da comienzo la Cumbre del Clima celebrada en Madrid con un objetivo urgente: cumplir el Acuerdo de París de 2015 para reducir las emisiones y que la temperatura del planeta no supere el grado y medio. Desde este acuerdo en la capital francesa, parece que los países no han tomado las medidas necesarias para frenar el impacto climático.

LOS AUSENTES

Representantes de gobiernos de hasta casi 200 países se acercarán para buscar soluciones, sin embargo, muchos dirigentes no están por la labor y quieren salir de cualquier acuerdo que implique una solución al catastrófico cambio medioambiental que estamos sufriendo. Donald Trump está en plena batalla para sacar a Estados Unidos del Acuerdo de París, de esta manera el presidente derriba todas las políticas medioambientales impulsadas por Barack Obama, quien, por el contrario, elaboró un plan para reducir las emisiones contaminantes, ya que el expresidente sí creía que «el cambio climático es la mayor amenaza para nuestro futuro».

La retirada de EE.UU. del Acuerdo de París se hará efectiva, si no hay cambios, a finales del año que viene. No todo son malas noticias, Nancy Pelosi, la presidenta de la Cámara de Representantes y miembro del Partido Demócrata estadounidense, sí apoyará la lucha y el cambio y se acercará al evento en la capital madrileña.

No muy lejos de la visión del presidente estadounidense está la Brasil de Bolsonaro, otro gran ausente en esta cumbre, de hecho, fue el primero en rechazar dicho encuentro en su país.

EL RETO DE CHINA

Otro de los países que parece dar portazo a la problemática es, precisamente, uno de los países más contaminantes del mundo: China. A diferencia de su oponente en la lucha comercial, Estados Unidos, Pekín sí que acudirá a la Cumbre del Clima, con un reto que no se presenta nada fácil. Aunque el país asiático en los últimos años ha intentado apostar por energías renovables y automóviles eléctricos, también se ha sumergido en las construcción de centrales de carbón y es, además, consumidor de la mitad del carbón mundial.

LOS FAMOSOS SÍ SE SUMAN

COLDPLAY

Mientras los políticos no se ponen de acuerdo y atienden a guerras comerciales e intereses, algunas caras visibles han decidido aprovechar su influencia y hacer pequeños cambios en su vida e, incluso, en su profesión. El grupo Coldplay acaba de sacar disco, Everyday Life, pero sus seguidores no podrán disfrutar de la banda de Chris Martin en directo, porque han decidido no hacer gira. El discurso de Greta Thunberg parece haber calado bastante en las sociedad y el grupo de música estadounidense ha decidido no salir a promocionar su música hasta que puedan hacerlo de una manera sostenible. Para ello, la banda se va a tomar algunos años para estudiar cómo hacerlo, pues su objetivo es «dar un concierto en el que no se use nada de plástico y que funcione al completo con energía solar», como afirma el cantante de la banda.

BILLIE EILISH

La cantante de pop estadounidense, Billie Eilish, no llega a cancelar sus giras, pero también ha tomado medidas para reducir las contaminación en sus conciertos. Una de las decisiones que ha tomado la artista será decir adiós a las pajitas de plástico y utilizar botellas recargables. Además, su gira contará con un espacio llamado «Billie Eilish Eco-Village» y será un punto de información para que sus seguidores aprendan a respetar el medio.

LEONARDO DICAPRIO

El actor ya ha dejado claro en numerosas declaraciones que es un ferviente luchador a favor de la salud del planeta. Es productor de documentales que tratan la problemática, como Sea of Shadows, Before the Flood, A plastic Ocean o Virunga. También se ha introducido en el mundo HBO con una serie documental, Ice on fire, donde expone la problemática mundial y sus efectos, como el derretimiento del Ártico. No solo nos presenta la catastrófica situación, sino que el actor trata de aportar algunas ideas para combatir el cambio climático.

REDES COMO HERRAMIENTA

Muchos famosos se unen a las protestas y a movimientos para luchar contra el cambio climático, como es el caso de Extinción Rebelión, movimiento que surgió en Reino Unido y al que se han unido grupos de varios países, entre ellos, España. Algunas celebridades se han hecho eco de la urgencia que requiere un cambio y se han unido a este grupo ecologista para hacer un vídeo como campaña de concienciación.

En España, con motivo de la Cumbre del Clima, los famosos también han decidido que Es tiempo de actuar. Así es como se llama el vídeo difundido por el Gobierno, protagonizado por personajes conocidos en el panorama nacional como Antonio Banderas, Marc Márquez, la Mala Rodríguez o Belén Cuesta. Un total de 17 caras conocidas piden a los miembros políticos que actúen de manera urgente para cambiar esta situación preocupante.