Más de 70 millones de personas huyen de sus hogares por la guerra

Casi 71 millones de personas han tenido que dejar sus hogares por la guerra y la persecución. Es la cifra más alta en la historia de la ONU. Así lo ha confirmado ACNUR, la agencia de la ONU para los refugiados. Son los venezolanos los que, por primera vez, encabezan la lista de solicitantes de asilo.

Lo revela el informe anual de la organización y los datos muestran que alrededor de 70,8 millones de personas se encuentran desplazadas forzosamente de sus hogares. El número duplica el número de personas desplazadas hace 20 años.

«Estas cifras vuelven a confirmar la tendencia al alza a largo plazo en el número de personas que necesitan protección a causa de la guerra, los conflictos y la persecución», asegura el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados, Filippo Grandi.

«Aunque el lenguaje en torno a las personas refugiadas y migrantes es a menudo controvertido, también somos testigos de un torrente de generosidad y solidaridad, especialmente por parte de las comunidades que acogen a un gran número de personas refugiadas».

El informe incluye tres grandes grupos. Las personas refugiadas, es decir, aquellas que han tenido que huir de su país por causa de los conflictos, la guerra o la persecución. En 2018, el número de refugiados en el mundo alcanzó los 25,9 millones de personas, medio millón más que el año anterior.

Los solicitantes de asilo, es decir, las personas que se encuentran fuera de su país de origen y reciben protección internacional, pero que están a la espera de una resolución sobre su solicitud de la condición de refugiado. A finales de 2018 había 3,5 millones de solicitantes de asilo en todo el mundo.

Por último, las personas desplazadas. Es el grupo más numeroso: 41,3 millones de personas. Se trata de aquellas personas desplazadas a otras zonas dentro de sus propios países.