Igualdad en la oración #En60”

Igualdad en la oración. Eso es lo que reivindica la organización feminista Mujeres del Muro desde hace casi 30 años en el lugar más sagrado de Jerusalén, el Muro de las Lamentaciones.

Cada comienzo de mes, un grupo de mujeres judías reclama poder orar en las mismas condiciones que lo hacen los hombres: todos juntos, en voz alta, con una Torá y envueltas en un manto de rezo. Y lo hacen en contra de la minoría ultraortodoxa israelí que las abuchea e insulta, mientras cantan y leen el libro sagrado, prácticas totalmente prohibidas para ellas.

En 2016 se consiguió una histórica resolución que habilitaba un espacio de rezo para hombres y mujeres cercano al muro, pero, solo un año después se suspendió por la presión de los grupos más extremos ortodoxos.

Tras tres décadas de lucha, todavía no está claro si la nueva zona de oración será construida. Hasta que lo esté, las Mujeres del Muro tendrán que seguir rezando en la zona femenina. Eso sí, alzando la voz.