Sorolla, un jardín para pintar – CAIXA

La Obra Social “la Caixa”, la Fundación Bancaja y la Fundación Museo Sorolla presentan la exposición «Sorolla. Un jardín para pintar», que podrá visitarse del 7 de noviembre al 19 de marzo de 2018 en Valencia. La muestra se inaugura coincidiendo con el décimo aniversario de la remodelación del Centro Cultural Bancaja, que se inauguró el 7 noviembre de 2007 con la exposición «Sorolla. Visión de España».

La exposición muestra, a través de más de 120 obras, una faceta poco conocida de uno de los pintores españoles más universales y su pasión por los jardines. Sorolla inició su propio jardín en 1910, con la construcción de su nueva casa; un jardín mediterráneo con rasgos de la jardinería del Renacimiento italiano y la hispanoárabe. Distribuyó sus espacios entre la intimidad y la vida social, le dio vida y lo pintó cuando ya era un artista consagrado.

 

Un Sorolla Maduro

 

El público asistente a esta exposición, verá a un Sorolla maduro que encuentra tiempo libre para pensar en un jardín, trazarlo, plantarlo, cultivarlo y sentarse a disfrutarlo. La exposición pretende también llamar la atención sobre los aspectos específicamente botánicos del jardín, que son los que le prestan todo aquello que Sorolla más estimaba: color, variedad, movimiento, vida.

Sorolla dedicó al paisaje valenciano gran parte de su producción pictórica. Aunque la mayor parte de estas pinturas están dedicadas al mar y a la playa, la huerta valenciana y la albufera tampoco escaparon a su interés. Sorolla se inspiró especialmente en los pequeños huertos de frutos y flores, que las casitas del Cabañal guardaban celosamente entre tapias o en la parte trasera de espaldas al mar.

 

RÓTULOS

Sorolla

plasmó su pasión por la naturaleza en sus cuadros

Inició su propio jardín en 1910

Una pintura mediterránea

con rasgos de la jardinería del Renacimiento italiano y la hispanoárabe

La exposición «Sorolla. Un jardín para pintar»

acerca al público la pasión del pintor por los jardines