Punta Catalina, un proyecto en estado crítico en la República Dominicana

Punta Catalina es el mayor proyecto adjudicado a la compañía brasileña Odebrecht, la empresa envuelta en el mayor caso de corrupción destapado en la República Dominicana

 

¿Qué es Punta Catalina?

 

Este proyecto cosiste en una central termoeléctrica integrada por dos plantas de carbón, para la generación de energía. Esta central es parte del Plan integral del Sector Eléctrico diseñado por la Corporación Dominicana de Empresas Eléctricas Estatales (CDEEE). Se diseñó su construcción para solucionar la crisis del sector energético del país. Esta planta generará mas de 7,500 empleos directos y 20,000 indirectos. Su construcción se prevé que finalice a finales del 2018.

 

Proceso de licitación de la obra

 

En 2013 la compañía brasileña Odebrecht ganó en el consorcio la licitación pública internacional para construir la termoeléctrica Punta Catalina. El 15 de noviembre de 2013 la firma Stanley Consultants anunció el ganador de la licitación de la obra, siendo la compañía brasileña la más favorecida con 48.95 puntos a favor.

El monto contratado fue por US$2,040,747,405.23, con un acuerdo a reducirlo hasta el máximo de US$1,945,000,000. En diciembre del 2016, la obra ya había alcanzado US$1,500 millones.

Odebrecht es uno de los mayores casos de corrupción en toda Latinoamérica. La República Dominicana recibió 92 millones de dólares para el soborno de funcionarios públicos, a cambio de conseguir contratos de obras públicas.

 

¿Qué ha pasado con el proyecto?

 

Por el momento los proyectos que se estaban construyendo por la compañía brasileña en el país se encuentran parados, incluyendo Punta Catalina. Tras destaparse el caso Odebrecht en el país, el proyecto se ha quedado a medias. El gobierno colocó una emisión de bonos por un monto de 500 millones de dólares en el mercado internacional para la terminación de la planta. El nuevo ministro de Hacienda, Donald Guerrero, afirmó que la colocación de estos bonos es histórica, se ha logrado conseguir la tasa de interés más baja hasta la fecha. Guerrero afirma que la inversión ya hecha en el  país para la construcción de la planta supera los 1,400 millones de dólares algo que no se puede perder.

Con estos 500 millones se pretende finalizar la obra, que ya cuenta con un 75% de su infraestructura ya construida.

 

Siguen las marchas en contra

 

El Comité Nacional de Lucha Contra el Cambio Climático, denunció que la emisión y venta de los 500 millones de dólares en bonos soberanos para financiar la finalización de la obra, viola las bases de licitación de este proyecto declarándolo no valido.

El Comité citaba que  la licitación de esta obra se realizó bajo el modelo “Llave en mano” donde únicamente el contratista ya elegido es el que debe intervenir en la construcción de esta, es decir, es el único indicado para buscar la financiación de la misma. Aunque el estado corre la responsabilidad del pago del préstamo.

Señalan que la emisión de esos bonos es otra maniobra del gobierno de Medina, en el cual fueron arrestados a 14 implicados, entre ellos funcionarios políticos y empresarios, se le acusa de que todavía está ligado a Odebrecht. El comité apunta a que el gobierno puede haber rescindido el contrato con la compañía brasileña por el incumplimiento de la financiación de la obra.

 

Piden la dimisión del presidente Medina

 

La construcción de esta obra es la mayor infraestructura realizada con el Gobierno del actual presidente Danilo Medina. Después  de destaparse este escándalo un grupo de 88 firmantes, donde figuran intelectuales, activistas y políticos pedían la dimisión del presidente, entre ellos, Andres L. Mateo y Jesus Feris Iglesias.

Muchos juzgan este acto como improcedente como es el caso del dirigente de la Fuerza Nacional Progresista (FNP), Vincio Castillo Semán y el vicepresidente del Senado, Dionis Sánchez. Ambos afirman que esto estaría lejos de resolver la crisis política y social que se está viviendo en el país, la agravaría con una ruptura del orden constitucional, llevando al país a un gran retroceso democrático.

Punta Catalina en un proyecto vinculado con la gran trama de corrupción Odebrecht. Es un proyecto que beneficiará en gran manera el sistema energético del país. Se prevé que se finalice a finales del 2018.

Para Fausto Diaz, presidente de la Fundación Innovación Educativa, la lucha contra la impunidad y la corrupción definitivamente constituye la base para la construcción de una sociedad dominicana, fuerte, educada y comprometida. Para combatir la corrupción, la Fundación propone, el reemplazo de toda participación partidista o política de todas las posiciones judiciales. Implementar el sistema de reelección norteamericano, donde solo se pueden reelegirse una sola vez. Desde el presupuesto de la República Dominicana se propone duplicar los recursos actuales recibidos, de esta manera se demostrara el compromiso con el cambio y las garantías de los derechos de los dominicanos.  Con estos tres puntos se propone devolver el protagonismo al pueblo dominicano.