Los talibanes atacan un tribunal en Pakistán dejando al menos cuatro muertos

Tres terroristas suicidas han intentado entrar en un tribunal de la localidad paquistaní de Charsadda, ubicada en la provincia de Jiber Pajtunjua (norte), y uno de ellos ha logrado inmolarse, dejando varias víctimas.

El ataque se ha producido a primera hora de la mañana, cuando los kamikazes han tratado de acceder a la sede jurisdiccional y para ello han abierto fuego e incluso han lanzado granadas contra las fuerzas de seguridad que protegían el edificio.

Los agentes han logrado abatir a uno de los terroristas antes de que lograra su objetivo. El segundo también ha muerto a manos de la Policía cuando ya se encontraba dentro del tribunal local. El tercero, en cambio, ha conseguido activar la carga explosiva, aunque no se sabe dónde.

 

Una decena de ambulancia se ha desplazado a la zona

 

Según fuentes citadas por el diario paquistaní ‘Dawn’, un abogado ha muerto y un número indeterminado de personas han resultado heridas. Una decena de ambulancias se ha desplazado a la zona y los hospitales cercanos han sido puestos en alerta.

El suceso ha tenido lugar un día después de que las autoridades del país anunciaran la muerte de cuatro presuntos terroristas durante una operación llevada a cabo en el distrito de Tank, situado en esta misma provincia.

Las fuerzas de seguridad paquistaníes han matado a más de un centenar de presuntos terroristas tras el atentado suicida perpetrado el 16 de febrero contra un templo sufí en el sur del país, que se saldó con más de 80 muertos.

El atentado, uno de los más sangrientos de la historia reciente de Pakistán, fue perpetrado por un terrorista suicida del grupo yihadista Estado Islámico que entró en el interior del mausoleo con su rostro cubierto por un burka.