Los forenses creen que el relato de niños de Vallmont está «contaminado»

Varios de los psicólogos que examinaron a las presuntas víctimas de Carlos Ruiz, exprofesor del colegio Vallmont, han afirmado que algunos de los relatos de los pequeños podría estar «contaminado» por sus padres, si bien han precisado que este extremo no significa que su testimonio no no sea cierto, han informado fuentes jurídicas.

En la sesión de la vista oral que se celebra en la Audiencia de Madrid han comparecido nueve especialistas en esta materia, cuatro de ellos psicólogos oficiales y cinco de parte, entre ellos del psiquiatra José Cabrera. El juicio proseguirá mañana con más informes y previsiblemente concluirá el próximo viernes con la última pabra del acusado.

En su declaración, el procesado negó los hechos y afirmó que era «cariñoso como cualquier profesor». El fiscal solicita para él 71 años de cárcel por trece delitos continuados de abuso sexual.

Fuentes jurídicas han señalado que las periciales han sido «contundentes» respecto a los menores, ya que prácticamente ninguno ha sido capaz de «determinar la credibilidad de los mismos, detectando sugestión por parte de los adultos». «Se han detectado testimonios contaminados», han agregado dichas fuentes.

Otras fuentes consultadas han precisado que los psicólogas han aclarado que a pesar de esa contaminación externa, el relato de los afectados puede ser creíble. «La contaminación no afecta a que no sean veraces», han dicho.