Tres ataques terroristas en una semana

Mientras que en nuestro país el paro, la corrupción o la gripe son los problemas que preocupan a los españoles, cada día siguen muriendo decenas de personas en ataques terroristas.

Sólo en Afganistán esta semana han muerto más 50 personas en varios ataques perpetrados por los talibanes en Kabul y Kandahar. Además en la capital de Siria, Damasco, un ataque suicida dejaba 8 muertos y 6 heridos. También en Jerusalén, a principios de semana, un camión embistió a un grupo de soldados israelíes y causó la muerte de cuatro de ellos.

O negocian o serán asesinados

La gente sigue muriendo, personas inocentes como los dos profesores Kevin King, americano y Timothy Weekes, australiano, que fueron secuestraron en Afganistán en agosto del año pasado y que aparecen en un vídeo difundido por los talibanes, en el que ambos piden al presidente electo de los Estados Unidos, Donald Trump, que acceda a negociar con sus secuestradores que piden para su liberación, un intercambio con prisioneros talibanes encarcelados en la Base Aérea de Bagram.

En el vídeo, que dura 13 minutos y 35 segundos, los profesores de la Universidad Americana de Afganistán aseguran, entre lágrimas, que sino serán asesinados.

Y otro orden de cosas, dentro de nuestras fronteras, el caso Nadia volvía a protagonizar los titulares de los medios de comunicación. Tanto el padre como la madre de la pequeña han comparecido ante el juez de La Seu d’Urgell tras el hallazgo de varias fotografías de carácter sexual encontradas en un pendrive de los progenitores que han añadido a la investigación del caso por estafa, indicios de «provocación y explotación sexual» de la menor. Ambos insisten en que no había ninguna intencionalidad sucia en las fotos. Tras estas declaraciones el abogado de la familia abandonará la defensa del padre.