La ultraderecha en Alemania sale a la calle

La derecha Alternativa para Alemania convocó en la tarde de ayer a los ciudadanos para acusar a la canciller Angela Merkel del atentado cometido en un mercadillo navideño de Berlín y cuya autoría ha reivindicado el Daesh.

A la manifestación no acudió mucha gente. Unos 40 civiles se congregaron frente a la Cancillería. “Exigimos que se expulse a los delincuentes y terroristas amparados por Merkel“, aseguraba el vicepresidente de la AfD, Alexander Gauland.

La mayoría de los partidos e incluso compañeros de Merkel aprovechan que lo ocurrido en Berlín para volver a poner en el centro del debate la cuestión de los refugiados y la flexible política de asilo, para muchos, de la canciller.

A las protestas de la derecha radical se suman nuevas críticas lanzadas desde la Unión Socialcristiana de Baviera (CSU), partido aliado de la Unión Cristianodemócrata (CDU) que lidera Merkel.

Mientras tenía lugar la manifestación varios refugiados se unieron en la plaza donde tuvo lugar el atentado para honrar homenaje a las víctimas.