Violencia de género: un trágico balance de año

La violencia de Género en España sigue dejando cifras estremecedoras: hay contabilizadas 38.500 denuncias solo en los tres primeros trimestres, un 13,9% más que el pasado año.

Siete de cada diez víctimas son españolas. La mayoría de las denuncias son por faltas y lesiones. Hasta noviembre, han muerto 42 mujeres. A esta cifra hay que sumarle las tres fallecidas durante el fin de semana en Tarragona y Galicia; la última, una joven gallega asesinada en el portal de su domicilio, presuntamente por un compañero de trabajo con el que mantuvo una corta relación sentimental.

A pesar de que el número de denuncias aumenta cada año, las víctimas siguen teniendo miedo a denunciar a su agresor. Solo se atreven seis de cada diez, y de las que lo hacen, durante el proceso, se echa atrás el 13%. Casi el 40% de las solicitudes de protección fueron denegadas pese a que en más de la mitad de los casos agresor y agredida todavía mantenían una relación. Y es que solo el 63% de las mujeres que sufren violencia de género denuncian.