España, por primera vez por encima de la media de los países de la OCDE

El rendimiento de los alumnos españoles de 15 años mejora ocho puntos en Lectura hasta los 496 puntos en el informe del Programa para la Evaluación Integral de Alumnos de 2015 (PISA, por sus siglas en inglés) respecto al anterior (2012), situándose por primera vez por encima de la media de los países de la OCDE (493 puntos) y de la Unión Europea (494 puntos).

España también sube dos puntos en Matemáticas (486), aunque continúa por debajo del promedio de la OCDE (490) y de la Unión Europea (493). En Ciencias (493) baja tres puntos, quedándose al mismo nivel que la media de la OCDE y ligeramente por debajo de la UE (495). Cabe señalar que el promedio de los países de la OCDE en esta edición ha caído en todas las áreas: ocho puntos en Ciencias, dos en Lectura y cuatro en Matemáticas.

Estos son los principales datos de este informe internacional publicado este martes 6 de diciembre a nivel mundial. En esta comparativa han participado 540.000 alumnos de 72 países, que representan a 29 millones de jóvenes.

Las pruebas las realizaron en España 37.000 alumnos de 980 centros de todas las comunidades autónomas en el segundo semestre de 2015. Entonces aún no se había implantado la Ley Orgánica para la Mejora de la Calidad Educativa (LOMCE) en Educación Secundaria Obligatoria (ESO), que es la etapa en la que se encontraban los estudiantes examinados, la mayoría del último curso (4º).

Este estudio internacional mide cómo manejan sus conocimientos en Lectura, Matemáticas y Ciencias.

Diferencias entre Comunidades Autónomas

El informe aporta por primera vez datos de todas las comunidades autónomas en las tres competencias, que muestran grandes diferencias de rendimiento entre ellas. Algunas, como Castilla y León, Navarra, Madrid o Galicia obtienen resultados próximos a los de los países mejor clasificados en el informe PISA 2015.

En Ciencias, Castilla y León se sitúa a la cabeza, con 519 puntos, 26 por encima de la media española (496 puntos) y a una distancia de 46 puntos de Andalucía (473), la peor situada. En Matemáticas, Navarra lidera la tabla con 518 puntos, 32 más que la media de España (486) y 66 puntos más que Canarias (452). Por último, en Lectura Castilla y León se coloca a la cabeza (522), 26 puntos mas que la media y 47 más que Extremadura.

Por debajo de la media española e internacional se sitúan Baleares (485), Murcia (484), País Vasco (483), Canarias (475), Extremadura (474) y Andalucía (473). Los autores del informe indican que más del 50% de la variabilidad en las puntuaciones medias autonómicas se explica por el ‘índice social, económico y cultural’ (ISEC) de las mismas.

Las chicas, los migrantes y los repetidores

En lectura, las chicas presentan mayor rendimiento que sus compañeros varones en todos los países analizados. En Matemáticas, los chicos superan a las chicas, aunque las diferencias no son tan grandes como en Ciencias, donde los alumnos obtienen resultados significativamente superiores a los de las alumnas (excepto en Finlandia o en Bulgaria).

El informe indica que los alumnos de origen migrante, en general, obtienen perores resultados que los alumnos nativos y en esto a España le queda todavía mucho por hacer, pese a haber avanzado en el terreno de la integración, según la OCDE. La excepción se da en Singapur, Malta o Hungría, donde los migrantes, posiblemente por su nivel socioeconómico, consiguen mejores puntuaciones.

El alumnado repetidor sigue siendo muy superior en el sistema educativo español, donde un 31% lo hace una o dos veces en Educación Secundaria Obligatoria (ESO), 19 puntos porcentuales más que la media de la OCDE (12%) y 16 más que la UE (16%). La situación es, según los autores del informe, «preocupante» en todas las comunidades autónomas, que va desde el 21% de Cataluña hasta el 40% de Baleares.