Madeira, fuera de control #En60″

Desde hace una semana esta es la realidad que están viviendo los vecinos de Madeira. El incendio se originó a las afueras de Funchal y las llamas ya han llegado hasta el centro histórico de la ciudad, en la que residen 120.000 ciudadanos.

Cuatro personas han fallecido, tres en Funchal, de la misma familia y un guarda forestal a las afueras de la ciudad. Al parecer, una persona ha desaparecido pero por el momento según informa el alcalde de la ciudad no se puede confirmar nada.

La investigación policial de Portugal apunta a que el incendio ha podido ser intencionado, hay tres sospechosos, que ya han sido detenidos.

Portugal se ha visto obligada a pedir refuerzos a la Unión Europea, el primero en prestar ayuda ha sido Italia mandando un avión anfibio para combatir las llamas.

El viento y las altas temperaturas están complicando las tareas de rescate, pero parece que las temperaturas van a dar una tregua. No hay datos confirmados por el momento del número de hectáreas abrasadas. Bomberos y vecinos luchan para combatir las llamas y poder regresar a sus casas.