Rajoy se verá con Sánchez el próximo martes

 

Rajoy, y el secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, han acordado reunirse el próximo martes a las 11.30 horas en el Congreso de los Diputados, aunque el socialista ya ha advertido al líder del PP que su postura no ha variado: no facilitarán su investidura.

 

Según fuentes socialistas, Rajoy y Sánchez ya han mantenido una conversación telefónica 

 

Según han informado fuentes socialistas, ambos han mantenido una conversación telefónica y se han citado para la próxima semana en la Cámara Baja, después de que el presidente en funciones anunciara este jueves su intención de iniciar una nueva ronda de contactos con los líderes políticos de cara a una posible investidura, una vez que ha aceptado la propuesta del Rey.

Antes de que se produjera la llamada del líder del PP, fuentes socialistas ya habían asegurado que el secretario general del PSOE estaba dispuesto a responder a Rajoy y a reunirse con él, pero con el objetivo de avisarle de que «debe presentarse a la investidura» y reiterarle que no puede contar con sus votos.

Según han indicado a Europa Press fuentes de Ferraz, Sánchez ya le ha trasladado este mensaje en la conversación telefónica que han tenido este viernes, en la que le ha insistido que es su «responsabilidad constitucional» acudir al Congreso después de haber aceptado la propuesta del Rey para ser candidato a la Presidencia del Gobierno.

El líder de los socialistas le ha adelantado ya el mensaje en el que insistirá el próximo martes en su encuentro: «Debe presentarse a la investidura» y no puede hacer «amenazas» de que va a «contravenir el artículo 99» de la Constitución, que así lo estipula.

 

Sánchez cree que Rajoy «no puede jugar al escondite» y le insistirá en que no tiene otra «opción» que acudir al Congreso

 

Sánchez cree que el líder del PP «no puede jugar al escondite» y le insistirá en que no tiene otra «opción» que acudir al Congreso de los Diputados para ofrecer un programa de Gobierno.

Dicho esto, le ha insistido también en que no tendrá el apoyo del PSOE para articular la investidura. El líder de los socialistas hará hincapié también la próxima semana en que el acuerdo al que llegó con Ciudadanos, Convergencia y PNV para designar la mesa del Congreso es «la senda que debe transitar para llegar a ser presidente».

En este sentido, y como ya adelantó este jueves al verse con el Rey, el líder de los socialistas le asegurará que los socialistas no van a «criticar que utilice el tiempo que considere necesario» ni a los «aliados de la derecha, entre los que se encuentran los nacionalistas».

Y le reiterará que en cuestiones de Estado, como el desafío soberanista o la lucha contra el yihadismo, «siempre encontrará un aliado en el PSOE». «Pero para la investidura debe continuar con el acuerdo que llegó para la mesa», han insistido estas fuentes.