Sánchez califica como “auténtica vergüenza” la actuación del Gobierno con los refugiados

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, reprocha al Gobierno la inacción durante la crisis de refugiados y acusa al presidente del Gobierno de estar “remoloneando” y no tomar la iniciativa en Europa para adoptar medidas que pongan fin a esta crisis comunitaria así como de no haber “sido leal a los acuerdos alcanzados sobre refugiados. ¿Cuántos visados humanitarios ha ofrecido usted, señor Rajoy?, le espetó desde la tribuna de oradores.

“De los 9.300 refugiados que nos correspondían, solo hemos comprometido 200. Y solo hemos recibido 18 refugiados. Es una auténtica vergüenza, señor Rajoy. Ni podemos cerrar los ojos subarrendando la crisis de los refugiados ni desde el punto de vista político podemos someter a la Unión en un desprestigio así”, continuó.

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, ha aprovechado este miércoles la presencia en el Pleno del Congreso del presidente del Gobierno en funciones, Mariano Rajoy, para reprocharle que haya gastado 3.500 millones de euros desde el pasado 20 de diciembre y haya adoptado medidas que hipotecan a futuros Ejecutivos, pero presente estas decisiones como simples “tramites burocráticos sin importancia” y se niegue a someterse al control de la Cámara.

 

También ha aprovechado para recriminar a Rajoy que mintieran sobre del déficit. “Han sido miles de millones de euros de desfase presupuestario que suponen un engaño masivo para los ciudadanos y herencia envenenada para el próximo gobierno”, ha sentenciado.

Rajoy, por su parte, ha asegurado que cumplió el mandato de la Cámara para que en el acuerdo entre la UE y Turquía sobre los refugiados incluyera garantías para respetar la legalidad internacional y excluir cualquier tipo de expulsión colectiva.

El secretario general de Podemos, Pablo Iglesias ha sido también crítico con el acuerdo y ha utilizado el mismo calificativo “vergonzoso” para calificarlo. El líder de Ciudadanos, Albert Rivera, ha expuesto que España es capaz de asumir los 16.000 refugiados comprometidos y ha acusado al Gobierno de que, con el acuerdo con Turquía se hayan “externalizado los derechos humanos”.