El consumo de las familias “impulsa la economía española”, según el Banco de España

El Banco de España ha destacado que el gasto de las familias en bienes de consumo habría mantenido un “elevado dinamismo” a finales de 2015, “que se habría prolongado a comienzos del presente año” con aumentos tanto de las matriculaciones de vehículos particulares como del índice del comercio al por menor.

En su boletín económico del mes de febrero, el Banco de España indica que entre los indicadores cualitativos, los índices de confianza mostraron comportamientos dispares en enero, ya que el de los comerciantes minoristas se mantuvo en el nivel observado en diciembre, mientras que el correspondiente a los consumidores experimentó un cierto retroceso tras los incrementos registrados en meses precedentes.

 

Los otros indicadores marcan una recuperación de la economía española

En cuanto a los indicadores relativos a la industria al comienzo del año, la autoridad monetaria indica que apuntan hacia una prolongación de la fase reciente de dinamismo de la actividad, y añade que la utilización de la capacidad productiva se incrementó al inicio de 2016.

“La trayectoria de recuperación de la construcción también es perceptible en los indicadores de actividad futura”, afirma el Banco de España, que recuerda que en noviembre los visados de obra nueva intensificaron el ritmo de avance observado en meses precedentes.

Por último, sobre el mercado laboral, destaca que en enero se prolongó su “evolución favorable”, dado que el ritmo de crecimiento interanual de las afiliaciones a la Seguridad Social se mantuvo en el 3,2% y los incrementos de empleo fueron generalizados entre los principales sectores de actividad.