Rusia pide a Turquía una indemnización por el derribo del caza

El viceministro de Exteriores ruso, Alexei Meshkov, ha reclamado  que Turquía debe indemnizar a Rusia por el derribo del avión ruso Su-24 derribado el pasado 24 de noviembre en la frontera con Siria.

«Las autoridades de Turquía, en vez de seguir negando su responsabilidad por lo ocurrido y denigrar las acciones legítimas de Rusia en Siria, deberían hacer lo mínimo que estipulan las normas del Derecho Internacional: disculparse, indemnizar el daño y garantizar que la situación no se repita en el futuro», ha declarado Meshkov a la agencia rusa RIA Novosti.

El viceministro ha sostenido que hay pruebas de que el derribo del avión fue «una acción dirigida contra Rusia y autorizada de antemano», lo que, según él, viola la prohibición de la ONU del recurso a la fuerza en las relaciones internacionales.

Asimismo, Meshkov ha reconocido que las relaciones entre Rusia y Turquía no serán «como antes». Según el responsable ruso, la misma Turquía «ha puesto el punto final» en la cooperación y esta situación se extenderá hasta que Ankara lo decida.

«La línea que mantienen los dirigentes turcos (…) no permite hacer pronósticos positivos», ha afirmado, subrayando también la falta de voluntad por parte de Turquía de reconocer su responsabilidad por el derribo del avión ruso.

Cazas turcos derribaron el avión ruso en la frontera con Siria por haber entrado presuntamente en su espacio aéreo, algo que niega Moscú. El presidente ruso, Vladimir Putin, calificó el suceso de «puñalada por la espalda» y Rusia ha adoptado varias medidas de castigo a nivel económico.