Solución al dilema del vestido, ¿de qué color es?

En febrero, la foto de este vestido de rayas se hizo viral.

Ahora, neurocientíficos alemanes han demostrado que la ilusión óptica está vinculada a patrones de activación cerebral específicos. Los resultados del estudio se han publicado en la revista especializada Cortex.

Un vestido con dos percepciones, para unos es de color negro y azul, y para otros, color blanco y dorado. 

Analizaron a participantes con  las diferentes percepciones de color del vestido, unos; negro y azul y otros; blanco y dorado. En un escaner de resonancia magnética se midió la actividad cerebral de los participantes mientras miraban el vestido.

Posteriormente los investigadores analizaron la actividad cerebral en ambos grupos en la presentación del vestido, la foto desencadena una actividad diferencial del cerebro en función de su percepción. Todos los participantes que vieron el vestido de color blanco y oro, presentan actividad adicional, en las zonas del cerebro parietal y frontal.

Antes no existía una ilusión óptica con dos percepciones a la vez.