Abdulá, padre de Aylan: “No pude sujetar a mis hijos y se perdieron en el mar”

Adbulá, padre de Aylan, ha sido el único superviviente del naufragio donde perdieron la vida sus dos hijos, de 3 y 5 años y su mujer de 27. Las imágenes de Aylan, muerto en la playa han dado la vuelta al mundo. Ahora se recupera en un hospital de Bodrum, lugar de la tragedia en Turquía.

En declaraciones recogidas por la agencia Dogan, Abdulá aseguró que esta era la tercera vez que intentaban llegar a la isla de Kos (Grecia). En la primera ocasión “los guardacostas nos detuvieron. La segunda vez, los organizadores rompieron su palabra y después de haber pagado, el barco no apareció”.

Entonces decidieron salir de Bodrum por sus propios medios. “El barco comenzó a hacer agua a 500 metros de la playa y acabó volcando por que cundió el pánico. La embarcación comenzó a deslizarse y la gente se puso de pie, lo que hizo que el barco volcara. Yo estaba sosteniendo las manos de mi esposa y mis hijos, pero se perdieron en el mar”.

“Se escuchaban gritos, pero no oía ni a mi mujer ni a mis hijos, continúa, yo traté de nadar hasta la orilla, y no había rastro de ellos. Cuando fui ingresado en el hospital, me enteré de que se habían ido”.

Los cadáveres de la familia serán enterrados en la ciudad Kobane, lugar natal de la familia Kurdi había partido.

 

La policía turca detiene a cuatro personas, presuntamente implicadas dedicadas al tráfico de personas

La Policía turca ha detenido a cuatro sirios pertenecientes a la trama que organizó el viaje donde murió el pequeño Aylan, según ha informado la agencia de noticias Dogan. La agencia señala que entre los detenidos está el capitán de un barco. Asimismo, subraya que los cuatro están siendo interrogados por las fuerzas de seguridad. y que están siendo interrogados.

Los cuatro presuntos miembros de la red de contrabando de personas, de edades comprendidas entre los 30 y los 41 años, fueron detenidas en la estación de la ciudad turca de Bodrum (al suroeste), desde donde habían partido los dos barcos que se dirigían a la isla griega de Kos, según ha precisado la agencia.