Perros y playas, los ayuntamientos tienen la sartén por el mango

 

Los ayuntamientos son la administración que regula el acceso de los perros y otros animales de compañía a las playas. Periódicamente aparecen mensajes a través de las redes sociales incitando a los propietarios de mascotas a  no dejarse amilanar por los respectivos bandos municipales que lo prohíben, animando a que no paguen las multas y a que las recurran amparándose en determinados articulados de la ley de protección y uso sostenible del litoral y de modificación de la Ley de Costas.

Incluso el ex presidente José María Aznar -y se presupone que él debiera de saberlo- se ha sumado al desafío y se le ha fotografíado junto a sus tres perros dando un tranquilo paseo por las playas marbellíes.

19aznar-401perros-playa-marbella

Comportamientos que son avalados desde, por ejemplo, el despacho de abogados de Torres Quevedo. “Tiene razón José Mª Aznar, se pueden pasear los perros por la playa. No es un acto de rebeldía, de poder omnímodo o de soberbia, tratando de exhibir que está por encima de la ley…. Las playas conforme a la Ley de Costas (art. 3.1) son bienes de dominio público y conforme al art. 31 de la ley de Costas  la utilización del mar y su ribera “será libre, pública y gratuita para los usos comunes y acordes con la naturaleza de aquél, tales como pasear, estar, bañarse, navegar, embarcar …” afirman desde el despacho.

El Ministerio de Agricultura y Medio Ambiente asegura que la presencia de perros en las playas son competencias municipales

Puestos al habla con el Ministerio de Agricultura y Medio Ambiente, confirman a Irispress.es  que, efectivamente, la “Ley 2/2013, de 29 de mayo, de protección y uso sostenible del litoral y de modificación de la Ley 20/1988, de 28 de julio, de Costas, no indica nada respecto a los animales de compañía, remitiéndose a la distribución competencial de determinadas materias a nivel autonómico y local”.

Del mismo modo, desde el Ministerio señalan que  la ” legislación autonómica sigue los pasos de la estatal y no aclara nada respeto a los animales de compañía, a excepción de la normativa de protección de espacios naturales”.

Ahora bien, eso no quiere decir que la presencia de animales en las playas no sea objeto de reglamentación, aunque sea en el nivel local. “La Ley de Costas, al citar las competencias de los Entes Locales, hace referencia a “mantener las playas y lugares públicos de baño en las debidas condiciones de limpieza, higiene y seguridad”.

Por ello, aclaran, “son los ayuntamientos costeros quienes regulan la estancia de animales de compañía en las playas, por lo que deberá dirigirse a la Ordenanza Municipal del Ayuntamiento en cuestión”. Es decir, que les ampara la ley a la hora de dictar sus ordenanzas y decidir arbitrariamente si se aceptan o no los perros en las playas.

 

Guía de playas y consejos para disfrutar con tu perro

Debates jurídicos al margen, en España los municipios aplican diferentes maneras de regular y, en este sentido, hay zonas donde se acotan espacios en las playas o se permite acudir con nuestras mascotas para que disfruten de ‘los placeres del baño y de la arena’.

En 2015, existen 53 playas diseminadas por todo el territorio nacional donde se admiten perros (hacer clic en el gráfico inferior). Ahora bien, debe de tener en cuenta que no debe de olvidar portar las bolsas para limpiar los excrementos y y su correa.

También debe de tener en cuenta que el perro necesita un espacio de sombra, hay que evitar las insolaciones -sobre todo si es de pelaje blanco y nariz rosada- y llevar un recipiente con agua para que se hidrate, que ellos no distinguen ese sabor y son muy capaces de beberse el mar. Y, cuidado, que la sal les afecta a la piel, así que después de correteo con las olas, hay que darles una buena ducha.