Malasia e Indonesia acogerán a 7000 inmigrantes a la deriva

Malasia e Indonesia han emitido un comunicado conjunto, tras una reunión en Kuala Lumpur en el que han subrayado que van a dar «realojamiento y repatriación», a los alrededor de 7000 inmigrantes a la deriva en el mar de Andamán. Un proceso que será llevado a cabo «en un año» por parte de la comunidad internacional.

Los 7000 inmigrantes que viajaban a la deriva son principalmente musulmanes rohingyas de Birmania y bangladeshíes que han huido de la persecución y la pobreza que sufren en sus países.
El primer ministro de Malasia ordena rescatar a los inmigrantes varados frente a las costas del país

Tailandia examinará a los inmigrantes

Según el ministerio de Exterior de Malasia, se van a crear refugios temporales pero no en Tailandia. Las autoridades tailandesas han asegurado que examinarán a los inmigrantes en sus embarcaciones para determinar quienes deben ser llevados a tierra para recibir atención médica, sin llegar a comprometerse a desembarcarlos a todos.

Tailandia, cuyo ministro de Exteriores también participó en la reunión, ha convocado una conferencia regional para abordar este problema en Bangkok el próximo 29 de mayo.