Zarrías: «los consejillos» no eran órganos de decisión política

Tras las declaraciones de  los expresidentes de la Junta de Andalucía José Antonio Griñan y Manuel Chaves, hoy le toca el turno de declaración a el exconsejero de Presidencia Gaspar Zarrías por el caso de los EREs fraudulentos.

Zarrías que ha llegado al Supremo a eso de las 9.40 para prestar declaración ante Alberto Barreiro, el magistrado que instruye el caso. El exconsejero ha declarado que «los consejillos» no eran órganos de decisión política.

Zarrías dice que «los consejillos» no eran órganos de decisión política

En el interrogatorio el instructor ha tenido que afrontar el resultado de la investigación encargado al Grupo de Delincuencia Económica de la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil sobre Zarrías y la senadora Mar Moreno.

 En el  atestado, los investigadores  concluyen que Zarrías presidió hasta 12 sesiones de la Comisión General de Viceconsejeros, conocidos como ‘consejillos’  en las que se trataron acuerdos relacionados con las ayudas y las modificaciones  en el presupuesto del programa 31L, también llamado ‘fondo de reptiles’.

En el informe, los agentes analizan otros vínculos que llevan  a Zarrías, como  su relación con el ‘conseguidor’ de los ERE y exsindicalista de UGT-A Juan Lanzas, la cual tachan de «difícil definición», ya que «únicamente podría basarse en lo apuntado en sus manifestaciones por los distintos investigados, quienes no aportarían elementos de prueba suficientes para poder definir la misma, apuntando solo a meras conjeturas carentes o escasas de validez».

Además, sostienen que Zarrías «podría haber participado en la sucesión de las diferentes ayudas públicas concedidas por la Junta a sociedades radicadas en la provincia de Jaén», entre ellas Primayor, Grupo Dhul, Cerámica Syre SA/Gres de Vilches y EDM/Séneca.

En ese mismo atestado, los agentes especifican que el caso de la senadora Mar Moreno es distinto, ya que durante el tiempo en que ocupó el cargo «no presidió ninguna sesión de la Comisión en la que se adoptaran acuerdos relacionados con los hechos que se investigan, ni tampoco sesiones en las que se diera lectura y aprobación de acuerdos de reuniones anteriores».