Las tres claves de la condena de Ehud Olmert

Ehud Olmert, el exprimer ministro israelí, ha sido condenado por el tribunal de Jerusalén por aceptar sobornos en sobres en el caso conocido como ‘caso Talansky’. Olmert ha vuelto a ser juzgado tras la primera sentencia que tuvo lugar en 2012 por la que el entonces jefe de gobierno quedó absuelto.

¿En qué consiste el caso Talansky?

El caso conocido como Talansky comenzó con los supuestos préstamos que el empresario norteamericano judío, Morris Talansky, hizo a Olmert durante más de una década, desde finales de los años 90 a comienzos del 2000. En estos sobres, Talansky, le entregó una suma de dinero que superaba los 150.000 dólares.

¿Quien es Ehud Olmert?

Fue primer ministro de Israel desde enero del 2006 a marzo de 2009. Ha ocupado varios cargos políticos en el Gobierno, fue viceprimer Ministro, Ministro de Finanzas, Industria, Comercio y Trabajo y Ministro responsable de la Administración de Tierras.

Es líder de Kadima, el partido político israelí de ideología centrist. Ha sido un político conocido por varias manchas de corrupción en su carrera.

Una condena que podría conllevar más años de prisión

La magistrada Rivkah Friedman-Feldman que sustituyó a uno de los jueces del 2012 ha subrayado que el exprimer ministro debería haber sido condenado en el juicio que se celebró en 2012, aunque no existieran las nuevas pruebas por las que hoy se le condena. “La decisión de Olmert de no testificar en el nuevo juicio habla por sí misma”, ha afirmado.

Los abogados de exprimer ministro han mostrado su descontento con el fallo y se han ratificado en la decisión de no declarar ante el tribunal.“No pensábamos que hubiera pruebas suficientes para condenarle sin el testimonio de Omert”.