Cae en España otra célula de captación de terroristas yihadistas

 

Desarticulada una nueva red de captación de radicales islámicos en España. Cuatro detenidos, dos en Cataluña y dos en Melilla. Son los presuntos organizadores de una red que se valía de internet para captar y adoctrinar a futuros yihadistas, hombres y mujeres.

Coordinada por la Audiencia Nacional, la Guardia Civil ha desarrollado esta operación que se ha saldado, de momento, con la detención de una persona en Barcelona, otra en Girona y dos en Melilla dedicadas a crear y administrar diversas plataformas en Internet en las que difundían material propagandístico de Estado Islámíco y su filial mediterránea DAESH.

Los detenidos traducían al español este material para lograr una mayor difusión. Dos de los detenidos, además, se dedicaban al reclutamiento de mujeres para engrosar las filas de Estado Islámico, según fuentes de la investigación.

Su actividad de reclutamiento no se limitaba al entorno virtual, sino que recurrían a reuniones privadas en domicilios donde mostraban los vídeos más actuales y mediáticos del DAESH parael adoctrinamiento. Algunos de estos jóvenes ya habrían iniciado los preparativos previos para el desplazamiento a zonas de actuación de grupos terroristas.

 

La célula de captación contaba con seguidores en Latinoamérica y otras partes de Europa y Marruecos

La Guardia Civil investiga las conexiones de estas dos personas con otras dos detenidas en las provincias de Barcelona y Girona. Los dos detenidos desarrollaban una intensa actividad pro-yihadista autónoma y, a su vez, interactuaban en Facebook con la plataforma administrada desde Melilla. Actividades destinadas a la captación de jóvenes.

Contaban con números seguidores fuera de España, en concreto, en Latinoamérica y en otros países tan dispares como Bélgica, Francia, Pakistán, Marruecos, Arabia Saudí, Estados Unidos, Turquía y Túnez.

Los arrestados en Cataluña de esta red de captación tiene perfiles distintos. Uno de ellos corresponde al perfil de dinamizador que editaba y difundía prolíficamente el material videográfico diseñado para el reclutamiento de nuevos yihadistas.

El segundo se corresponde con un perfil prototípico de actor solitario, es decir, había pasado de consumir propaganda filoterrorista a realizar un intenso proselitismo.

La operación sigue abierta y no se descartan nuevas detenciones.