Si no presentaba la dimisión sería cesado por el PP. Bajo estas premisas impuestas por el PP tras las detenciones a raíz de la ‘operación Púnica, Agustín Juárez, alcalde de Collado Villalba (Madrid) dimite y renuncia a su acta de concejal. Juarez se declara “absolutamente inocente” de los cargos por corrupción que pesan sobre él. Está en libertad bajo fianza de 40.000 euros.

En su comparecencia pública donde ha anunciado su dimisión, Agustín Juarez ha afirmado que quien le conoce “sabe que no acepta presiones de nadie”.  “Ser alcalde ha sido la satisfacción personal y profesional más importante de toda mi vida pero se necesita dedicación, fuerza e ilusión y yo en estos momentos no tengo ni la fuerza ni la dedicación, por lo tanto, quiero anunciar mi dimisión“, añadió.

Cargos de la imputación que han llevado a la dimisión

Agustin Juárez fue detenido la pasada semana en relación al sumario de presunta red de corrupción llamada ‘operación Púnica’ y  podría, según la investigación, haber participado en la adjudicación el pasado mes de mayo a Cofely de un contrato de 39 millones de euros. Este contrato esta destinado alal mantenimiento de la instalación energética de los edificios municipales y de alumbrado público.

A cambio de adjudicar este contrato a Cofely, los miembros de la corporación local implicados habrían recibido de la multinacional francesa varios pagos de 70.000 euros, materializados en un sistema de facturas falsas entre las empresas implicadas. En relación con este tema, Juarez ha asegurado que tiene respuestas pero que las dará en “su debido momento” y no ha ofrecido más explicaciones por tratarse de secreto de sumario.

El juez instructor de la causa, Eloy Velasco, fijó en 40000 euros la fianza por la libertad del ex alcalde y la obligación de compareecer una vez al mes en el juzgado al popular. Poco después de prestar declaración ante el juez, Juarez asistió a un pleno de la corporación donde fue recibido con gritos e insultos de los vecinos que exigían su dimisión.