Un cohete explota nada más despegar

Europa Press

Un cohete Antares no tripulado de la firma estadounidense Orbital Science Corporation explotó este martes nada más despegar hacia la Estación Espacial Internacional con suministros.

El cohete transportaba un carguero Cygnus, con 2.267 kilos de equipo, que ha quedado igualmente destruído. La explosión, que se produjo nada más anochecer en la zona, pudo ser contemplada a decenas de kilómetros de distancia.

Una inmensa bola de fuego envolvió el cohete y la plataforma de lanzamiento. La base de Wallops, desde donde se produjo el despegue, no está lejos de la ciudad de Washington. La explosión fue captada en un espectacular vídeo por un periodista, desde la zona habilitada para los informadores.

La compañía ha confirmado en un comunicado que el vehículo sufrió un “fallo catastrófico” a los seis segundos del lanzamiento, a las 23.22 hora española desde el Puerto Espacial de Wallops, en Virginia.

De acuerdo con funcionarios de operaciones de emergencia de la NASA, no hubo daños personales mientras los materiales se limitaron a la parte sur de Wallops Island. Orbital ha formado un consejo de investigación de anomalías.

“Es demasiado pronto para saber los detalles de lo que pasó“, dijo Frank Culbertson, vicepresidente ejecutivo de Orbital. “Llevaremos a cabo una investigación a fondo de inmediato para determinar la causa de este fracaso y qué medidas se pueden tomar para evitar una repetición de este incidente. Tan pronto como entendamos la causa trabajaremos para volver al programa espacial de la nación”.

No hay peligro de desabastecimiento de la ISS

Desde la NASA, contratista de la misión de avituallamiento malograda, William Gerstenmaier, administrador asociado de la Dirección de Exploración Humana y Operaciones, expresó en un comunicado su interés en entender plenamente el percance para avanzar en futuras misiones. También, dejó claro que la tripulación de la Estación Espacial Internacional no está en peligro de quedarse sin alimentos u otros suministros esenciales.

“Orbital ha demostrado capacidades extraordinarias en sus dos primeras misiones a la estación a principios de este año, y sabemos que pueden repetir ese éxito. El lanzamiento de cohetes es una empresa increíblemente difícil, y hay que aprender de cada éxito y cada fracaso. El fracaso no nos disuadirá de nuestro trabajo para expandir nuestra capacidad ya exitosa para lanzar carga desde las costas estadounidenses a la Estación Espacial Internacional”.(CIENCIAPLUS)

Category: Noticias, Sociedad
Tags: ,