Sindicato de Estudiantes: “Éxito de la huelga en la enseñanza pública”

Según informa el Sindicato de Estudiantes, al menos entre un 70 y un 90% de los alumnos de la enseñanza pública en los Institutos de Educación Secundaria de España han apoyado el primer día de huelga de los tres días en que consiste el paro convocado por esta organización.

Según estas mismas fuentes, el seguimiento de la huelga varía entre el 80% y 90% en los institutos de Madrid, Asturias, Galicia, Comunidad Valenciana, Cataluña, Andalucía, Canarias y Extremadura; y en más de un 70% en Aragón, Castilla-La Mancha, País Vasco, Navarra, Murcia, La Rioja, Cantabria, Castilla-León y Baleares.

Para los mismos portavoces, el seguimiento de la huelga convocada en la universidad ha sido hasta el momento de “decenas de miles de estudiantes” con “paros masivos” en el sector público universitario de Madrid, Andalucía, Comunidad Valenciana y Asturias, destacando que han sido “muy elevados” en el resto de las comunidades autónomas.

Según esta organización representativa estudiantil “la primera jornada de huelga estudiantil está recibiendo un apoyo masivo y contundente. Miles de institutos y decenas de facultades vacías son el mejor testimonio de la determinación de la juventud para hacer frente a las contrarreformas franquistas del PP, a la obsesión enfermiza de Wert y Montserrat Gomendio en su cruzada por destruir la educación pública”.

Gomendio la califica como huelga política

Por su parte, la secretaria de Estado de Educación, Montserrat Gomendio, que ha tachado el paro de “huelga política”, a lo que los representantes sindicales de los estudiantes han respondido que “nunca” han “ocultado” que esta huelga es “una lucha política” para “defenderse de las medidas destructivas del PP”.

Para esta organización estudiantil “la Marea Verde hace política educativa en defensa al derecho al estudio, a una educación pública digna, con profesores suficientes, con medios materiales adecuados, sin fracaso escolar, sin desahucios educativos, con becas de libros y comedor, que recupere a los más de 30.000 profesores despedidos y a los más de 45.000 estudiantes que han sido expulsados de la universidad”.

Esta huelga estudiantil forma parte de las movilizaciones anunciadas el lunes pasado por la Plataforma en Defensa de la Escuela Pública que según las mismas fuentes cuenta con “el apoyo activo de la inmensa mayoría de la comunidad educativa, de la Marea Verde, de los sindicatos, AMPAS, y de otros colectivos sociales, así como de partidos políticos”.