¿Os ha quedado claro?

El Gobierno ha actuado con “transparencia”  en el primer caso de contagio de ébola y parece que la ministra de Sanidad ha seguido al pie de la letra el guión marcado en cada una de sus comparecencias como si de una marioneta autómata se tratara. Ana Mato ha respondido a cada una de las preguntas formuladas por los diputados de forma correcta y como si de un guión se tratase, sin saltarse una sola coma.

Primer punto de su guión: “podemos confiar en nuestros profesionales sanitarios y nuestro sistema de salud es impecable“. Los sanitarios por su parte llevan denunciando desde abril que no estaban preparados ni a nivel formativo ni técnicamente para afrontar una emergencia de estas características desmintiendo así estas palabras de Ana Mato. El Segundo punto de su guión ha sido repetir todos los pasos seguidos hasta ahora una y otra vez. La ministra Ana Mato ha seguido sin quitar ojo a su papel para no salirse de su papel  preestablecido y ha remarcado su máxima prioridad; atender a la paciente, garantizar la máxima seguridad a los ciudadanos y su intención de comparecer de nuevo en los próximos días.

 

 

| Noticias |