Periodista estadounidense infectado de ébola

Diagnosticado otro caso de un occidental infectado de ébola, esta vez se trata de un cámara y redactor estadounidense de la cadena NBC que estaba cubriendo el brote de la enfermedad en Monrovia, Liberia. En escasos días será repatriado a Estados Unidos para ser tratado, según ha informado la cadena para la que trabaja.

El cámara, fue contratado para trabajar junto a la editora jefe de Salud y corresponsal de la cadena Nancy Snyderman, quien se encontraba junto a otros tres periodistas cubriendo la noticia en Monrovia. Actualmente están siendo monitorizados y no muestran ningún indicio que indique que también estén infectados.

El afectado empezó a presentar síntomas durante la jornada del miércoles y tras realizarle una serie de pruebas, la organización no gubernamental Médicos Sin Fronteras (MSF) determinó que tenía la enfermedad. «Hacemos todo lo posible para darle el mejor tratamiento. Será trasladado a un centro médico de Estados Unidos equipado para tratar a pacientes de ébola», ha dicho la presidenta de NBC News, Deborah Turness.

El día 1 se confirmó el primer caso de ébola en Estados Unidos, y ya son dos los infectados provenientes de esta región. El infectado de Texas habría tenido contacto con 80 personas, desde sus familiares cercanos, entre ellos cinco chicos en edad escolar que siguieron yendo a la escuela, hasta los enfermeros que lo llevaron en la ambulancia, hasta sus vecinos del complejo de edificios en Dallas.

Las autoridades médicas habían dicho inicialmente que habían entrevistado a entre 12 y 18 personas, incluidos los cinco hijos de Duncan, que habían mantenido contacto con el hombre. Ahora el número ronda las 80 personas con un riesgo alto de contagio.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) elevó el miércoles a 3.338 el número confirmado de fallecimientos por el brote de ébola en África Occidental. La agencia de la ONU cifró en 7.178 el total de contagios.