Ingresa en la cárcel del Vaticano  un arzobispo pederasta

Foto EP / Redacción Irispress

Radical cambio de rumbo en el Vaticano sobre los casos de presuntos abusos a menores. Por primera vez en su historia moderna, la prisión de la Santa Sede aloja a un alto prelado acusado de abusos sexuales.

El arzobispo polaco Jozef Wesolowski ingresó ayer en la cárcel de la Santa Sede tras haber cursado contra él una orden de detención la Procuradoría de Justícia, es decir, la fiscalía de la Santa Sede. Está acusado de abuso sexual a menores.

Cuando llegó a la fiscalía a declarar por este proceso le fue comunicada la orden de detención y se procedió a su arresto e ingreso en prisión.

La investigación contra Jozef Wesolowski, de 66 años, comenzó hace varios meses y en junio de 2014  fue suspendido de todos sus cargos y devuelto a la condición de laico.

El arzobispo fue diplomático de la Secretaría de Estado durante hace 34 años y había sido nuncio en Bolivia, en Asia Central y en la República Dominicana.