Frances McDormand consigue que las mujeres en Los Óscar se levanten

“Estoy hiperventilando un poco, si me caigo, recójanme porque tengo cosas que decir”. Así arrancó el discurso de la actriz Frances McDormand al recibir el Oscar a la mejor interpretación femenina por Tres anuncios a las afueras.

Miren alrededor, damas y caballeros, porque todas tenemos historias que contar, proyectos que financiar”, aseguró la actriz de 60 años tras colocar la estatuilla en el suelo y pedir a las mujeres nominadas en todas las categorías, actrices, productoras, guionistas, diseñadoras, que se pusieran de pie.

McDormand protagonizó el discurso más feminista de la noche: “No nos hablen en las fiestas esta noche para preguntarnos por nuestros proyectos. Invítenos a sus oficinas en un par de días, o pueden venir a las nuestras, lo que les funcione mejor, y ya les hablaremos de ellos”

 

Frances McDormand, premio a mejor actriz 

 

La actriz, de 60 años, partió como favorita a ganar la estatuilla como mejor actriz en todas las encuestas. Compartía nominación con la consagrada Meryl Streep (Los archivos del Pentágono). “”El mensaje que le mandamos al público es que somos una de las industrias que estamos haciendo un cambio. Hemos empezado una conversación que cambiará algo”, concluyó la actriz.

Es la segunda vez que Frances McDormand se hace con una estatuilla. En 1996 ganó el Oscar a mejor actriz por su interpretación en la película Fargo, un film dirigido por los hermanos Coen en la que encarnó a la policía embarazada Marge Gunderson.