Antes de comer en Venecia, piénsatelo #En60”

1.143  euros por cuatro filetes, un plato de pescado frito y dos copas de vino tinto pagaron cuatro estudiantes japoneses en el restaurante Osteria da Luca en pleno corazón de Venecia, el cual ha sido multado por 20.000 euros por este incidente.

El restaurante tenía en su entrada una marca de calidad ‘Venice Quality Food’, un logo que otorga la Asociación de Establecimientos públicos patrocinado por el ayuntamiento de Venecia para valorar los restaurantes de calidad.

A los cuatro turistas este precio les pareció un robo, por lo que pusieron una denuncia en una comisaría de Bolonia donde estos cuatro estudiantes residían, mostrando el recibo de la tarjeta de crédito pero no la fiscal que el restaurante no les dio, por lo que ha sido multado.

Pero este suceso no es el único que ha tenido lugar últimamente en Venecia. Otro grupo de estudiantes presentaron una denuncia tras pagar 314 euros por dos platos de pasta y un segundo a compartir y tampoco recibieron factura fiscal. Estos sucesos están dañando la imagen de Venecia.