Juicio por abuso sexual a los padres que usaron a Nadia como negocio

El Juzgado de Instrucción 1 de la Seu d’ Urgell ha ordenado la apertura del juicio oral contra los padres de Nadia, la niña mallorquina que vivía en Fígols (Lleida), por los delitos de exhibicionismo y tenencia de pornografía infantil, por los que Fiscalía pide para ellos dos años de cárcel.

El juzgado ha decretado la apertura del juicio oral por los delitos penal por un delito de exhibicionismo y tenencia de pornografía infantil, según el auto en el que el juez apunta que el juicio lo celebrará el juzgado penal que por turno le corresponda.

En el proceso de instrucción, el juez acordó prisión provisional comunicada y sin fianza para el padre y libertad provisional con suspensión de la patria potestad de la menor para la madre, por lo que la niña vive en Mallorca con una tía materna.