Inundaciones en Nepal, Bangladesh e India provocan más de mil muertos

India, Bangladesh y Nepal padecen las inundaciones más fuertes y graves de las que se han registrado en el sur asiático desde hace al menos una década. Estas fuertes lluvias han provocado 1.200 personas que han muerto y varios millones más se han visto obligados a abandonar sus hogares.

Los tres países sufren frecuentes inundaciones durante la temporada de lluvias del monzón, periodo climatológico que comienza en el mes de junio y dura hasta finales del mes de septiembre y principios de octubre. Según informaciones de Naciones Unidas  recogidas por la BBC, al menos 41 millones de personas han resultado afectadas por las inundaciones.

Mientras se pone mucha atención a otro fenómenos que también han provocado inundaciones, como el huracán Harvey – a cuyo paso se han registrado 46 muertos en Estados Unidos -se le ha prestado mucha menos a otros desastres en otras partes del mundo en estos momentos. Desde luego, el sureste de Asia ha sido ignorado.

Corinne Ambler, quien trabaja con la Cruz Roja en Bangladesh, también le dijo a la BBC que las inundaciones ahí eran “las peores en 40 años”.”Creo que en el resto del mundo la gente no tiene idea de la escala de este desastre: 8,6 millones de personas han sido afectadas, tres cuartos de un millón de casas destruidas o dañadas. En enorme”, lamentó Ambler. “Solamente había agua. Había muchas casitas y grupos de casas perdidas entre grandes cantidades de agua y pudimos ver muchos campos completamente cubiertos de agua, agua hasta donde alcanzaba la vista”, dijo de un sobrevuelo por las zonas inundadas.

Mientras que en el caso de Nepal, que aún lucha por recuperarse del impacto del terremoto de 2015, la ONU calificó a las inundaciones como las peores de los últimos 15 años

Las autoridades nepalíes afirman que más 140 personas murieron y hay decenas de desaparecidos. Hasta el momento se estima que en ese país hay 1,7 millones de afectados y cerca de 100.000 familias fueron desplazadas. Pero la dimensión total del desastre “aún se desconoce ya que muchas áreas afectadas permanecen inaccesibles debido a los daños en carreteras y puentes”, según un comunicado difundido por portavoces de Naciones Unidas.

Otra zona particularmente afectada ha sido el estado indio de Bihar, donde murieron más de 500 personas.Y las lluvias prácticamente paralizaron a Mumbai, la capital financiera de India, tal y como se recoge en el vídeo que reproducimos.

Decenas de miles de personas han quedado varadas en medio del caos de tráfico provocado por las lluvias, y varias zonas de la ciudad permanecen inundadas.

Residentes en Dharavi, uno de los mayores suburbios de Asia -en el que vive más de un millón de personas, dijeron que la mayoría de las partes más bajas del área están bajo agua

“Muchas de las casas en Dharavi quedaron sumergidas en el agua y perdimos todos nuestros objetos de valor”, declaró Selvam Sathya, de 45 años, a AFP. “Todos nos refugiamos en la primera planta de varios edificios”, dijo.

Las continuas construcciones en terrenos inundables y zonas costeras, así como la cantidad de residuos plásticos que obstruyen los canales y drenajes, hacen que la ciudad sea particularmente vulnerable a las tormentas. Las actuales inundaciones en Mumbai traen a la memoria las sufridas en 2005, cuando murieron centenares de personas. La electricidad, el suministro de agua, las redes de comunicación y el transporte público se cayeron completamente durante la catástrofe de 2005, atribuida a la falta de planeación en el desarrollo de la ciudad.