La familia del mulá Omar vuelve a Afganistán junto a otros talibanes

Familiares del fallecido líder talibán mulá Mohammad Omar y varios líderes del grupo habrían regresado de Pakistán.

El jefe de la policía provincial del sur de Kandahar, general Abdul Raziq, informó del regreso de los líderes talibanes mientras hablaba con los periodistas en Kandahar el sábado. El general Raziq añadió que algunos miembros de la familia del Mullah Omar y al menos quince líderes del grupo han regresado a Kandahar.

Sin dar más información sobre la identidad de los repatriados, el general Raziq dijo que algunos de los líderes de alto rango del grupo también están entre los que han regresado y algunos de ellos habían servido anteriormente como gobernadores y en otros altos cargos cuando el régimen talibán estaba en poder.

Mientras tanto, el general Raziq dijo que los líderes talibanes y miembros de la familia del Mullah Omar fueron alentados por los funcionarios locales en Kandahar a regresar y rechazaron la participación de cualquier otro partido en el proceso.

El grupo insurgente talibán no ha comentado la información hasta ahora.

El enigmático mulá Omar

 

Tampoco está claro si el hijo de Mullah Omar está también entre aquellos que han regresado. Él fue designado como miembro de la comisión militar del grupo después de la muerte de su padre tras el nombramiento del Mullah Ahtar Mansoor, su sustituto hasta su muerte en mayo de 2016.

En julio de 2015 el presidente afgano Ashraf Ghani Ahmadzai emitió una declaración, a través de Twitter, por la cual daba por muerto a Omar desde abril de 2013 en Pakistán. Abdul Hassib Seddiqi portavoz de la Dirección de Seguridad Afgana afirmó que murió en un hospital de Karachi. Ésta noticia fue divulgada por varias cadenas de noticias internacionales.

Asimismo se anunció que el grupo rebelde había nombrado a Akhtar Mohamed Mansur, ex número dos en la línea de mando, como sucesor de Mohammad Omar.7 Si bien el grupo no ha aceptado públicamente la muerte de Omar, al comunicar el sucesor, estarían reconociendo oficialmente su muerte.

Por otra parte, la familia del Mulá Omar y principalmente su hermano el Abdul Manan se negó a reconocer el nuevo líder.8 Incluso la familia de Omar sospechó, como también otros grupos talibán, que Omar fue envenenado9 y no murió de causas naturales y acusan al sucesor Akhtar Mansur de ser el posible perpetrador.