Doce personas escapan de prisión gracias a la mantequilla de cacahuete

Como si de una película se tratase, doce presos de una cárcel de Estados Unidos consiguieron engañar a la seguridad y escapar. La fuga fue posible gracias a la mantequilla de cacahuete. Los fugitivos ya han sido capturados. 

Los reclusos moldearon la crema de cacahuete de sus sandwiches como si fuese arcilla para hacer números.  Aprovechando que el vigilante que se encontraba en ese momento es principiante, consiguieron despistarlo ocultando el verdadero número de algunas puertas. Entre ellas, la de salida. Pensando que se trataba de una celda, el guardia abrió la puerta del exterior.

Los delincuentes, todos varones entre 18 y 30 años de edad, estaban cumpliendo condena por violencia de género, drogas, intento de asesinato y robo. Estos utilizaron sábanas para trepar la alambrada exterior. Dos de los doce fugitivos resultaron heridos y ahora están hospitalizados tras su captura.

Apenas ocho horas les duró la libertad a once de ellos. Sin embargo, uno de los fugitivos consiguió esquivar a la policía durante 48 horas. Fue detenido finalmente a más de mil kilómetros de la prisión junto a su hermana, que le ayudó a allanar una vivienda en el sur de Florida