Arte del latte, el café con estilo

El arte del latte, también conocido como el arte del café con leche, es una técnica de presentación del café que consiste en crear un dibujo sobre su superficie. Se basa en verter la leche emulsionada, desde una jarra metálica con punta, directamente sobre un café espresso e ir jugando y creando diferentes formas y dibujos. Algunos baristas también añaden otros ingredientes para crear los dibujos, como cacao o distintos siropes.

Un barista es un profesional especializado en el café de alta calidad, y trabaja en la creación de nuevas bebidas que lo contengan, usando varios tipos de leches, esencias y licores.

Su origen es desconocido, pero se cree que uno de los primeros en practicar este arte fue David Schomer a mediados de los 80, e incluso llegó a publicar un libro sobre ello. Sin embargo, otros afirman que su verdadero creador fue un joven italiano llamado Luigi Lupi, también por las mismas fechas. Lo cierto es que no se sabe con certeza si fue alguno de los dos, por lo que el primer barista en el mundo del “latte art” sigue siendo una incógnita.

La pregunta es, ¿cómo se consiguen estos dibujos? Es gracias a la mezcla de dos coloides: la microespuma y la crema. Esta última es una emulsión de aceite del café, y la microespuma es el resultado de añadir vapor en la leche y calentarla muy rápido sin llegar a quemarla.

Cada vez son más aquellos que se interesan por estos efímeros dibujos, por eso se imparten cursos para aprender a dominar su técnica. Es una tarea que lleva de mucha práctica y paciencia.