Un policía herido por unos caballos desbocados en la Feria de Abril

Un agente de la Policía Local de Sevilla ha resultado este domingo por la tarde herido al intentar controlar a unos caballos procedentes del Real de la Feria de Abril que se había desbocado en dirección a la Glorieta de Marineros.

Según han informado fuentes municipales ha sido sobre las 17,00 horas de este domingo cuando dos de los cuatro caballos de un carruaje procedente del Real de la Feria se ha desbocado en dirección a la Glorieta de Marineros.

Agentes de la Policía Local que se encontraban en la citada glorieta han intentado controlar a los animales y uno de los agentes ha sido arrollado, quedando tumbado sobre el suelo y con lesiones aún sin pronosticar. El cochero del carruaje, de 43 años de edad, también ha resultado lesionado al caer desde encima, por lo que ambos han sido trasladados a sendos centros hospitalarios.

 

 

Al llegar a las inmediaciones de la Glorieta de los Marineros, dos de los cuatro caballos que formaban el tiro del citado carruaje se descontrolaron sin motivo aparente

 

 

Al llegar a las inmediaciones de la Glorieta de los Marineros, dos de los cuatro caballos que formaban el tiro del citado carruaje se descontrolaron sin motivo aparente. Los dos primeros caballos lograron soltarse de los arneses comenzando a correr, mientras que el carruaje y los otros dos caballos quedaron enganchados en el ancla existente en dicha Glorieta.

Los agentes que regulaban el tráfico en el lugar trataron de controlar a los animales desbocados, siendo uno de ellos arrollado por los mismos y quedando tumbado sobre la calzada.

Los caballos desbocados trataron de saltar la valla del Parque de María Luisa, quedando uno de ellos atrapado con la misma. Ha tenido que ser liberado por Bomberos, que han tenido que cortar la valla, y ha sido atendido por los veterinarios del Ayuntamiento. No parece sufrir lesiones de importancia, según explican las mismas fuentes.

El tráfico se ha visto afectado durante el tiempo necesario para las tareas de campo sobre la investigación del accidente y asistencia al agente lesionado.
En el carruaje en el momento del siniestro tan solo viajaban el cochero y su ayudante, dado que las personas que lo ocupaban acababan de apearse del mismo.

 

 

“tenemos que sentirnos orgullosos de nuestra Policía Local y de actuaciones como la de este agente que arriesgó su vida para tratar de controlar a unos animales y evitar un posible accidente de tráfico y lesiones tanto en personas como en los propios animales”

 

 

Agentes de la Policía Local investigan las causas del siniestro. Se descarta alcoholemia por parte del cochero, a quien se le ha practicado las pruebas de alcoholemia con un resultado negativo (0,0).

El concejal delegado de Seguridad del Ayuntamiento, Juan Carlos Cabrera, está siguiendo la evolución de los lesionados, especialmente del agente que ha tratado de controlar a los animales.

Al respecto de lo sucedido, Cabrera ha manifestado que “tenemos que sentirnos orgullosos de nuestra Policía Local y de actuaciones como la de este agente que arriesgó su vida para tratar de controlar a unos animales y evitar un posible accidente de tráfico y lesiones tanto en personas como en los propios animales”.