Condenan a un excargo de ERC por acosar a menores en Internet

La Audiencia de Barcelona ha condenado a más de 27 años de cárcel al exsecretario de organización de ERC en Castellbisbal (Barcelona) Pere Nolasc Ramis por acosar a menores a través de Internet, grabarlos en vídeo y amenazarlos con publicarlos en la Red si no les mandaban más fotos.

En una sentencia de conformidad después de que acusado haya reconocido los hechos, la Sección Séptima de la Audiencia relata que Ramis acosó a 12 chicas menores de 15 años y a un niño de 12 “guiado por su intención lasciva y por el deseo de elaborar sus propios archivos de material pornográfico” durante 2013 y 2014.

En redes sociales como Twitter, Facebook, Skype, Messenger y Google Plus, el excargo republicano ocultaba de forma sistemática su identidad, tenía 47 años y se hacía pasar por jóvenes de unos 20 años, utilizando, además, un “lenguaje propio de adolescentes”.

Cuando los Mossos d’Esquadra lo detuvieron el 7 de agosto de 2014 encontraron en su domicilio un total de 2.914 fotografías de menores de contenido erótico y pornográfico, de las cuales al menos 2.606 habían sido descargadas de Internet y 308 eran de producción propia.

Los agentes también hallaron 1.852 vídeos pornográficos protagonizados por menores, de los que 1.441 se habían descargados de la Red y 411 los produjo él mismo a partir de videconferencias que mantuvo con las menores por Skype.

Una vez que los mossos se personaron en su domicilio, Ramis colaboró con los agentes entregándoles de forma voluntaria el disco duro con los archivos de pornografía infantil y facilitándoles las contraseñas para acceder a sus perfiles.

La sentencia confirma que el acusado, que está en prisión provisional, “admitió desde el principio su implicación en los hechos” y el acuerdo con la Fiscalía le ha permitido rebajar la condena desde los 86 años de cárcel que en principio solicitaba el Ministerio Público.

Indemnización para los menores

En marzo de 2017, Ramis entregó al juzgado 21.500 euros para satisfacer las responsabilidades exigidas a favor de las víctimas.

Además de la pena de cárcel y la indemnización a los menores, la Audiencia ha prohibido a Ramis acercarse y comunicarse con ellos y también usar chats y rede sociales durante más de 50 años.

El tribunal le condena por los delitos de exibicionismo, utlización de menores con fines pornográficos y, en el caso de algunas de las menores, también por amenazas.